Artieda: Expropiar la vida

10 03 2012

“En tiempo de guerra y en caso de movilización total o parcial que no sea para maniobras, las autoridades militares podrán utilizar, previa requisa, toda clase de bienes muebles, inmuebles, derechos, empresas, industrias, alojamientos, prestaciones personales y, en general, todo cuanto sirva directa o indirectamente a los fines militares.” Este es el contexto en el que según la Ley de 16 de diciembre de 1954 se mueve alguien que deba ser expropiado  forzosamente. Esta es la ley perfilada en pleno franquismo que hoy sigue vigente. Esta es la Ley con la que la CHE, joya de la corona en el franquismo, se presentó en mi pueblo Artieda para robarnos, eso sí “legalmente”, parte de nuestro patrimonio familiar y comunal. Al igual que en 2004 http://www.yesano.com/opinion/gistain20040121.htm tuvieron merecida respuesta y constataron que todavía hay gente para la que la dignidad marca el norte de su hacer. Mis amigos, mi familia, mis vecinos, mis compañeros de luchas que allí acudieron no sólo ejercieron el derecho a la legítima defensa ante la agresión sino que, yendo más allá, dijeron que ya basta de atropellos, que ya basta de disparates, que ya basta de obras inútiles (recordemos aquí el Matarraña, Lechago, El Val, Montearagón,… o allá Riaño) que surgidas de un compulsivo afán fascistoide de doblegar los ríos han contribuido de forma importante a inflar esa gigantesca burbuja que finalmente nos ha explotado. Ese ejercicio de oposición de cada uno en nuestro entorno a los disparates que surgen de discursos vacios y antiguos, pero que siguen engrosando las cuentas de resultados de unos pocos a costa de la mayoría, es el único camino para comenzar a dar la vuelta a esta nuestra presente triste historia. Es lo mismo que tenemos que hacer en defensa de la escuela pública, de la sanidad, de los derechos laborales, de los sueldos dignos, de las pensiones y de todo aquello que de verdad son nuestras necesidades básicas. Lee el resto de esta entrada »





¡Hasta siempre Abuelo!

20 09 2010

¡Ahora todo me parece tan natural!. Tan no podía ser de otra manera. Pero, cuando echo la vista atrás y pienso, aparece una imagen gigante que, al menos en personas como yo, contribuyeron mucho a hacer que sea como soy. José Antonio Labordeta, nuestro entrañable “Abuelo”, apareció y sin saber muy bien cómo se instaló para siempre en nuestras entrañas. No se cómo, pero de forma un tanto vaga recuerdo ese primer concierto en Berdún al que acudimos unos pocos jóvenes de Artieda ávidos de cosas que nos sacaran de aquella dictadura de incienso y sable que ya resultaba insoportable para nuestros 20 años no cumplidos. Otros jóvenes, un poco más mayores de Berdún lo habían llevado y el concierto se celebró encima de un remolque. Un remolque, una guitarra, una voz y un mensaje. No hacía falta mucho más para descubrir que otro mundo y otros pueblos eran posibles. Otro recital en Yebra de Basa con más cantautores y mucho color profundizó nuestro conocimiento de aquel Labordeta que ya llevaba unos cuantos años de brega. Después vinieron infinitos lugares y ocasiones que cimentaron la profunda relación existente entre lo que él cantaba y nosotros acompañábamos emocionados. ¡Ahora todo parece tan natural!. Pero en aquellos primeros setenta casi todo estaba por escribir y quienes, como El Abuelo, pintaron trazos firmes para marcar la senda de la libertad y de la recuperación de Aragón como país fueron , ante todo, valientes. Nunca lo deberíamos olvidar y menos ahora que aparecen como demócratas de siempre, que se permiten dar lecciones, personajes que entonces estaban al otro lado de la calle intentando cerrar a trancazos (que viene de tranca) las ventanas que se abrían con aquellos aires frescos y revoltosos. Quisimos llevarlo a Artieda pero, entonces, no pudo ser. Demasiados miedos atenazaban las voluntades de las gentes del orden imperante que, como paradoja repetida, a veces se encontraban en el propio seno de nuestras familias. Lee el resto de esta entrada »





YESA NO

17 08 2010

Hasta que se me vaya pasando el cabreo que llevo con la DIA de Yesa y tras constatar que en este país hablar de medioambiente sigue siendo hablar de un adorno a medida para los trajes que elabora el ejecutivo (de luces o faralaes, de frac o de pordiosero) me tomo un descanso hasta el mes de septiembre.

Me produce un profundo enfado el tratamiento, casi despectivo, que desde la administración se da a pueblos que verán anegadas las mejores tierras y a las que les destrozarían el paisaje y, por lo tanto, su identidad.

Podéis ver aquí http//www.yesano.com la porquería de agencias ambientales, dependientes del hormigón, con que desgraciadamente contamos.  PARA LO QUE HACEN QUE LAS SUPRIMAN QUE AL MENOS AHORRAREMOS.





Camino de Santiago en peligro

27 07 2009

camino-artiedaEste fin de semana se ha celebrado en Artieda un día dedicado al Camino de Santiago. Con intención de que tenga continuidad en años sucesivos, ha sido una idea de la comarca de la Jacetania que aplaudo porque busca poner en valor algo que tiene una protección tan importante como es la de Patrimonio de la Humanidad.

Desgracidamente el Camino de Santiago, cuya importancia cultural va mucho más allá del matiz religioso que tiene para algunos o muchos de los que lo recorren, se encuentra en peligro. Sistemáticamente, cuando se trata de elegir entre mantenerlo y conservarlo o invadirlo para desarrollos urbanísticos o construcción de infraestructuras, el Camino sale perdiendo y poco a poco “mueso a mueso” se lo va tragando la voracidad especuladora de quienes en los últimos años vienen campando a sus anchas, incluidos desgraciadamente muchos de los mandamases de la cultura o el medioambiente aragonés.

Está bien que la comarca de la Jacetania, que alberga casi la totalidad de los 98,8 km de recorrido aragonés, empieze a tomar conciencia de la importancia de este patrimonio cultural y de la obligación que tiene de su defensa. Los atentados cometidos en la zona alta del Aragón, en la propia Jaca y en otros muchos puntos de este recorrido se suman a los miles acumulados en los casi 1.000 km que llevan a Santiago de Compostela. Pero tengo la sensación que de momento nos encontramos en cuestiones de tinte más bien estético y que la comarca no será capaz de alzar la voz ante los destrozos realmente graves que tenemos en ciernes. Y me refiero entre otras cosas al recrecimiento de Yesa. Los consejeros y consejeras comarcales, a excepción de los de cha, hasta la fecha están más sometidos a las directrices de partido que a los mandatos de protección de su territorio y por eso ha sido imposible un posicinonamiento claro y explícito del pleno comarcal ante el atentado claro y de mucha entidad que dicho recrecimiento conllevaría.

Lee el resto de esta entrada »





Emilio Gastón y alegar contra Yesa

29 03 2009

artieda-emilio-labordiAyer estuve en Zaragoza en un homenaje que desde APUDEPA se le hacía a Emilio Gastón en Casa Emilio. Uno de esos actos amigables y gratificantes para los que, desgraciadamente, encontramos cada vez menos tiempo pero  son los que de verdad nos reconcilian con nuestra condición HUMANA que se va perdiendo en la maraña que tejen los compromisos del cada día. A mí me tocó hablar en nombre de la Asociación Río Aragón y, sobre todo, en nombre de Artieda. Sobre todo para decirle GRACIAS EMILIO.

Parece que las historias negras siempre tienen que repetirse y después de 27 años nos vemos de nuevo inmersos en un proceso de alegaciones a una propuesta de recrecimiento del embalse de Yesa. Hemos ido ganado mucho desde aquellas fechas y confío en que ésta sea la definitiva a la hora de tumbar un proyecto caduco, irracional, insostenible e injusto, además de una aberración económica que nos costaría más de 250 millones de euros. Como le dije a él,  hace 27 años que unos jóvenes de Artieda andábamos un poco confundidos a la hora de decidir que podíamos hacer ante aquel marrón que nos habían echado encima de la mesa. Inténtabamos ir a una con los de Mianos y sobre todo los de Sigüés para alegar pero aquel abogado buscado por ellos, creo que se apelliadaba Sin o algo así, nos iba metiendo en cuestiones como el precio por hectárea y la forma de sacar más dinero para la restitución (evidentemente él cobraba un porcentaje sobre lo que se consiguiera de más). Y en estas, no recuerdo muy bien como, llegó Emilio y nos dijo ¿y porqué no os oponéis?a estas cosas hay que decir que no. Él fue el que nos abrió los ojos a algo que, en el fondo, era lo que nosotros queríamos pero nos parecía casi imposible abordar. Él fue el que nos empezó a dar los primeros argumentos y él fue el que nos introdujo en la dura batalla legal que nos ha llevado décadas y que desgraciadamente no nos terminó dando la razón pero ha servido para que hoy tengan que volver a hacer todo de nuevo y nos encontremos mucho mejor preparados para hacerles frente.

Lee el resto de esta entrada »